Otro final con reclamo en la cancha para Rafael Dudamel

Pasó en los dos partidos de la semifinal entre Deportivo Cali y Atlético Nacional. El DT venezolano, Rafael Dudamel, ambos los cerró metido en el campo de juego delante de los árbitros.

En el juego de ida disputado en el estadio de Deportivo Cali se dio tras el 2-2. Ese juego lo estuvo ganando el local con un par de goles de ventaja y terminó empatando con un gol que pareció darse en una jugada de fuera de lugar. En dicho juego no hubo VAR, entonces la jugada no se pudo analizar en el momento. El DT quedó con la sensación de injusticia en el marcador.

▶: ¿Cómo va la renovación de Teo Gutiérrez en Deportivo Cali?, el presidente respondió

▶: ¿Era penalti para el Deportivo Cali?: Posible mano de Olivera y el VAR dijo no

▶: Carlos Antonio Vélez: “Este Cali, sin Teo, es comparable con los coleros como el Huila”

Tanto así lo que dijo en la rueda de prensa. Allí dijo que no se referiría al arbitraje pero terminó haciéndolo y lanzando un pedido para el juego de vuelta. “Siempre he sido muy respetuoso de los profesionales del arbitraje. Ustedes lo han visto todo por televisión. Considero que para un fútbol de tan buen nivel como el colombiano y en una instancia como la semifinal de la Copa BetPlay, quedo extrañado de que no haya habido VAR y mucho más en un tipo de partido de esta envergadura con dos equipos históricos; va a tener mucha más emoción la vuelta en un lindo estadio con la fanaticada rival y todo esto seguramente va a hacer mucho más meritorio que podamos avanzar a la final siempre y cuando todo lo que incida en el resultado sea netamente futbolístico. Es lo único que quiero. No me regalen nada, pero no me quiten nada. Hoy nos quitaron”.

En este sí hubo VAR. Se jugó en el estadio Atanasio Girardot y lo ganó el local con gol de Jéfferson Duque. Deportivo Cali terminó atacando en busca del empate y sobre el final hubo un reclamo de penalti. ¿Mano de Emmanuel Olivera? El árbitro Andrés Rojas no lo consideró de tal manera. En el VAR tampoco le pidieron que la revisara.

Así que el juego siguió. Quedaban pocos segundos. Muy rápido terminó y fue cuando Rafael Dudamel se metió a la cancha. Tal cual pasó en la ida, terminó rodeando a los árbitros y haciendo un fuerte reclamo. Otra vez quedó con una extraña sensación.


Siguiente