El delantero colombiano Carlos Bacca se quedó en el banco de suplentes en el compromiso contra el Celta de Vigo, correspondiente a la fecha 15 de la liga española. Ganó la visita por 2 – 3.

Los goles del cuadro local fueron de Bacca. Entró en el segundo tiempo y fue la solución a la falta de definición que tenía el Submarino Amarillo. No fue sencillo para el delantero colombiano entrar a un juego que llegó a estar 3 – 0 por debajo.

El atacante de la Selección Colombia facturó sus goles en los minutos 83 y 87. Sobre el final, pero demostró que si le hubiesen dado más minutos seguramente él podía cambiar la historia de un compromiso que no se le podía escapar al Villarreal porque con esta derrota quedó en la casilla 17 de la clasificación general, a 3 puntos de caer en zona de descenso.

Lo más curioso de su suplencia es que Carlos Bacca venía de hacer doblete entre semana por la Copa del Rey contra el Almería y ni así fue tenido en cuenta dentro del 11 inicial. También cabe indicar que recién está sumando más minutos tras la recuperación de una lesión muscular.

Con el doblete de este fin de semana, ya son 3 goles de Carlos Bacca en la liga española y 5 contando los 2 en la Copa. Así mismo, hay un tanto más de su parte en Europa League. Este mes ha sido clave para mejorar sus números en definición. Y seguramente volverá a tener su puesto garantizado en el 11 base. Necesitan más que nunca de su aporte para salir de esta compleja situación.

En la siguiente fecha de la liga española, el Villarreal jugará de visitante contra el Huesca, pero antes, en el marco de la Europa League, le espera un desafío en condición de local frente al Spartak de Moscú.