Aunque ya no es jugador, sí trabaja como preparador de arqueros y en esa labor sufrió un lesión de ligamentos en el tobillo derecho que lo obliga a parar. Héctor Burguez decidió ponerle fin a su ciclo en ese rol con Barcelona de Guayaquil. Lo reemplazará el chileno Nelson Tapia.

Héctor Burguez, conocido en el fútbol colombiano por su paso por Millonarios, principalmente, es noticia en Ecuador por su renuncia a uno de los clubes más importantes que hay en Ecuador. Luego de tres años trabajando al lado de Guillermo Almada en su cuerpo técnico, dio un paso al costado.

“La decisión de mi salida se la comuniqué a Guillermo (Almada) en el mes de noviembre. No me quiero ir, pero son situaciones que suceden dentro del fútbol. Hoy estoy pensando más en Barcelona que en mí mismo”, dijo Héctor Burguez al explicar su salida del cuadro ecuatoriano.

Y agregó: “Hace 3 años que estoy en Guayaquil y se extraña demasiado la familia en Uruguay. Se hizo complicado todo con ellos”, contó Héctor Burguez como otra de las razones para tomar su determinación. Ya fue operado en Ecuador y en los próximos días volverá a su país natal.

Ya sin Héctor Burguez, que en Millonarios atajó más de 200 partidos en dos ciclos distintos (1997-99 y 2002-05), en Barcelona cuentan con el chileno Nelson Tapia para ese rol. Se trata de otro exarquero con pasado en Colombia, pues atajó en Junior de Barranquilla (2005).

“Le deseo lo mejor al nuevo preparador de arqueros. Decirle que llega a una institución muy grande que tiene a un gran cuerpo técnico y con 4 arqueros muy predispuestos al trabajo y a querer mejorar”, le dice Héctor Burguez, quien ahora busca la recuperación y espera por otra oportunidad. Ya había trabajado en el cargo de entrenador de arqueros con Liverpool en su país.