En el Benito Villamarín se vivió algo admirable. Lionel Messi marcó tres goles para que el Barcelona le ganara 1-4 a Real Betis y cuando alcanzó la tripleta, la afición local se paró a aplaudirlo.

“No recuerdo que el público visitante me ovacionara por un gol. Estoy muy agradecido por la respuesta de la gente. Era una victoria muy importante”, dijo Lionel Messi luego de los tres goles que le hizo a Real Betis.

Con ese triunfo, ahora el Barcelona le sacó 10 a su principal perseguidor en La Liga. Parece una competencia ya liquidada en favor del equipo que tiene en plantilla a Jeison Murillo. Sin el colombiano se presentaron como visitantes y vivieron otra exhibición de Lionel Messi.

El argentino anotó a los 18, 45 y 85 minutos. Fue tras ese último gol que se dio la ovación de los hinchas locales: ¿Cuál fue el gol más difícil, el primero o la vaselina?, le preguntaron. “No sé, fueron  goles, no podíamos fallar hoy”, respondió Lionel Messi.

Con esos tres a Real Betis, Lionel Messi llegó a 33 tripletas en la historia de la Liga (quedó a uno de igualar el récord de Cristiano Ronaldo) y a 29 goles en la actual edición de la competencia. Por cosas así es que se gana la ovación del rival.

También te puede interesar…