La historia del “No Gol” de Pelé en el Mundial de México 70






Por

A Edson Arantes do Nascimento, la leyenda del fútbol también conocida como “Pelé”, siempre se le recuerda por sus goles, jugadas que pasaron a la historia. Varias décadas desde su retiro y aún sigue siendo elogiado. Para muchos, el más grande de este deporte.

Pero de tantas cosas que hizo en su carrera futbolística, hubo una que tomó una relevancia incluso mayor que los mejores goles conseguidos con el Santos o la selección de su país. Una de esas jugadas para lamentarse por la belleza en su ejecución y porque justo en el momento más esperado, cuando parecía configurarse como gol, la rebelde pelota pasó por centímetros del arco rival.

Esta acción sucedió durante el compromiso que disputaron las selecciones de Brasil y Uruguay en el Mundial de México 1970 por semifinales. Pelé no anotó gol ese día en la victoria de su equipo por 3 -1, pero sí quedó grabado en la historia por la asombrosa acción, creador de un regate único, sin necesidad de tocar el balón.

Entendió la perfección de un buen pase que le puso Tostao, de aquellos tiralíneas en los que el atacante queda frente al portero rival. Bien pudo hacer una definición normal, pero él, a esas alturas ya consagrado como la leyenda viva en aquel entonces del balompié, dejó pasar el balón, de manera que el arquero Ladislao Mazurkiewicz quedara sin oportunidad. Luego corrió a su reencuentro, ahora sí definiendo desde un ángulo medianamente complicado.

La pelota, por aquellas cosas del fútbol, no entró. Iba a ser una maravilla de gol. Esta es una de las acciones más recordadas en la magnífica carrera de Pelé. Siempre que se pase por un recuento de goles o jugadas suyas se menciona el “No Gol”. Ha sido objeto de estudio e inspiración literaria. Sobre la misma hay un escrito en un libro llamado “El Regate”, novela de Sergio Rodrigues.

“Pero de repente estamos en 1970, el pase es de Tostão y, aquí está la clave, Pelé ya es Pelé. Está harto de saber que es un mito, un semidiós. ¿Qué puede perder si intenta ser un dios completo? Por eso no hace lo correcto, hace lo sublime. Cambia el camino trillado del gol, del gol seguro que había hecho tantas veces, por el incierto que, como veremos, jamás haría”.

“Siempre es bueno recordar que no anotó”, recordó tiempo después, entre risas, el arquero charrúa.








Lea también

Futbol22.com Noticias de fútbol. Videos, encuestas, juegos, memes y mucho más