“Estaremos atentos al mercado de invierno por un central”, dijo recientemente Josep María Bartomeu, confirmando lo que muchos aficionados se temían tras la salida de Yerry Mina. Eso y las lesiones de Samuel Umtiti y Thomas Vermaelen obligan a tal situación.

+ Ya hay fecha para el debut de Yerry Mina en la Premier League

+ Los 60 minutos que jugó Yerry Mina en un amistoso del Everton

“Hemos tenido la mala suerte de que los dos lesionados jugaran en la posición de central y el Barcelona siempre ha estado en el mercado”, admitió Bartomeu, en la Gala de las Estrellas del Fútbol Catalán. Al saber que no contarán con Vermaelen y Umtiti por varias semanas, el presidente del cuadro catalán confirmó que necesitan un nuevo jugador para el puesto.

Y al saberlo, la pregunta que varios aficionados se hacen es, ¿para qué vendieron a Yerry Mina? El colombiano estuvo solamente 6 meses en el club. Salió a cambio de 40 millones de euros hacia Everton FC en donde se lesionó y no ha debutado. Está próximo a hacerlo.

El que sería su debut coincide con la situación del Barcelona y sus lesionados. “En enero se verá cuál es la situación, pero ahora mismo no podemos hacer nada ni fichar a nadie”, añadió el presidente azulgrana. Y ratificó que por ahora deberá jugar alguno de los futbolistas de equipo filial.

Así que apenas 2 meses después de vender a Yerry Mina y a Marlon Santos por una cantidad cercana a los 40 millones de euros, el Barcelona vuelve a buscar marcadores centrales. ¿Quiénes? Los que empiezan a sonar son Branislav Ivanovic (Zenit), Djené Dakoman (Getafe) y Unai Núñez (Athletic de Bilbao).

La despedida de Yerry Mina del Barcelona

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Toca despedirme. Han sido solo ocho meses aquí, pero un club como el Barça, uno de los más grandes del mundo, y Barcelona, una ciudad maravillosa, te marcan para siempre. Más allá de haber jugado poco, aquí he podido seguir aprendiendo rodeado de los mejores. Atrás dejo un grupo humano fantástico, que me acogió con los brazos abiertos desde el primer día y me ayudó a mi adaptación. Compañeros, cuerpo técnico, presidente, directiva, secretaría técnica, empleados del club… todos estuvieron siempre pendientes de mí. Pude cumplir el sueño de vestir de azulgrana en el Camp Nou y sentir el cariño de la afición, tanto dentro como fuera del campo. Ahora me toca emprender un nuevo camino y quién sabe si algún día nos volveremos a reencontrar. A mi familia y demás compañeros les dire que: Força Barça gràcies per tot. DÉU US BENEEIXI.

Una publicación compartida de Yerry Mina (@yerrymina) el