Ajax da ejemplo para el crecimiento del fútbol femenino

Un ejemplo para el fútbol femenino en cuanto a las condiciones laborales de las jugadoras logró el Ajax. La intención es equiparar las condiciones laborales con relación al plantel masculino.

El nuevo convenio le dará a las integrantes del plantel femenino un salario mínimo, vacaciones, pagos de seguridad social y aportes especiales en caso que existan lesiones. De igual forma, están autorizadas para firmar contratos sucesivos y registrarlos ante la Asociación Nacional de Fútbol holandesa (KNVB). Unas medidas que sientan un precedente no solo en Holanda, sino para el mismo progreso del fútbol femenino a nivel mundial.

La lucha de las jugadoras profesionales en todo el mundo se ha centrado en reconocerlas laboralmente con las mismas condiciones de los hombres. Son populares los casos de Megan Rapinoe y Alex Morgan, quienes en su momento expusieron sus situaciones ante los tribunales. Así mismo, la actual Balón de Oro femenino, la noruega Ada Hebergerg, no asistió al Mundial de Francia en señal de protesta por la desigualdad en las condiciones laborales comparado con los hombres.

Lo que hicieron en el Ajax fue lo siguiente: Gracias a una gestión de Edwin van der Sar, exfutbolista y actual director deportivo del club, se firmó un acuerdo con el sindicato local Profof, entidad que defiende los intereses de los jugadores desde 1999. Un triunfo celebrado por todo el fútbol femenino en ese país, que a su vez se entiende como el primer paso hacia varias medidas que apunten a un fútbol femenino equitativo desde lo laboral.

La federación de fútbol holandesa tiene previsto que para el año 2023, cuando se realizará la siguiente edición del Mundial Femenino, tanto mujeres como hombres integrantes de la selección holandesa tengan las mismas bonificaciones comerciales; por ejemplo, en lo concerniente a los derechos de imagen de las futbolistas. Hay varias muy famosas como Lieke Martens, quien juega en el Barcelona, o Vivianne Miedema, al servicio del Arsenal.

La FIFA también tomará medidas en pro de la igualdad de condiciones para el fútbol femenino. Seguramente tomaron atenta nota de lo sucedido durante el pasado campeonato mundial de Francia, cuando varios aficionados reclamaban por la igualdad de salarios para las jugadoras. El presidente de la entidad rectora del fútbol mundial, Gianni Infantino, aseguró que se doblará el dinero de premios con miras a la siguiente copa del mundo, además de subir a 1.000 millones de euros la inversión dedicada al fortalecimiento del fútbol femenino en todo el mundo.