Hogar de Boca Juniors, estadio de míticas batallas futboleras es también considerado como el más temido del mundo. La Bombonera se quedó con esta distinción, en un informe publicado por la BBC de Londres refiriéndose a los estadios cuyo ambiente e infraestructura conspiran realmente contra el equipo rival.

La Bombonera, más que cualquier otro estadio en el mundo entero, tiene esa fama de ser el más temido del mundo. No hay un escenario que se acerque al ambiente que un rival vive allí. Campo hostil para quienes pisan su césped con la intención de sacar algún rédito. Además de la infraestructura, sus hinchas se encargan de hacer el resto del trabajo. No en vano siempre se ha dicho que Boca Juniors juega de local con 12 jugadores.

La BBC de Londres hizo un informe con los estadios “más temidos” del mundo. El de Boca Juniors se llevó el primer puesto de lejos, aunque también hay otros escenarios que vale la pena destacar porque tienen esas condiciones para ser catalogados de esta forma.

“El estadio Alberto J. Armando es único en su diseño y concepción. Con una tribuna vertical y tres plateas que rodean el campo, los aficionados están literalmente encima de los jugadores. Cuando los hinchas alientan a su amado Boca no solo tiemblan las gradas, también lo hace el suelo, generando un ambiente casi imposible de repetir en otro lugar del mundo”, dice el reporte de la BBC acerca del tradicional escenario argentino, hogar de Boca Juniors y donde ya se jugó el primer partido por la final de la actual Copa Libertadores, dejando para el registro una igualdad 2 – 0.

El segundo lugar en este escalafón especial se lo lleva el Rajko Mitic, del Estrella Roja. A dicho campo también se le conoce como el “Maracaná de Europa”.  Según la reseña de la BBC, “hace temblar a más de un jugador cuando se dirigen por el túnel de los vestuarios al campo, intimidados por el ensordecedor ruido”.

La Bombonera no es el único campo sudamericano, ni exclusivo en el Top 3. Justamente este selecto grupo de los estadios más temidos del mundo lo cierra otro campo en esta parte del continente. Nada menos que el Hernando Siles de La Paz, en Bolivia. “Lo que intimida de este histórico campo en La Paz es su ubicación a 3.600 metros sobre el nivel del mar”.

Sobre este último, cabe decir que el tema de la altura siempre es una amenaza tanto a nivel de clubes como selecciones. Jugar en La Paz por lo general se ha atribuido como una “ventaja” de los bolivianos en las eliminatorias.  No es habitual que los visitantes se vayan con puntos de allí.

El listado se completa con los siguientes escenarios deportivos: Turk Telekom Arena (Galatasaray), San Paolo (Nápoles), De Kuip (Feyenoord) y Mestalla (Valencia).