Tal como lo había advertido el presidente Martínez, la opción no era conveniente para Deportivo Cali y por tal razón no se hizo. En Peñarol ya anuncian el arribo del brasilero Bressan en su lugar.

Difícilmente en el fútbol sudamericano se hagan compras de jugadores. La idea inicial y casi que por regla general es que los fichajes en esta zona del mundo sean a préstamo, pues las grandes inversiones les quedan a los europeos, los mexicanos o los asiáticos.

Deportivo Cali pretende que sus jugadores salgan vendidos, sobre todo si ya están consolidados. Ese es el caso de Germán Mera. El zaguero cuenta con un amplio recorrido y por eso en el club no se estuvo de acuerdo con la opción de una salida a préstamo.

“Si no es un negocio importante para él y para nosotros, no se hará. Germán Mera es un jugador que ya está muy visto y debe salir en venta”, había dicho el presidente Martínez. Así no lo quiso Peñarol y por eso no se hizo. Germán seguirá en el equipo para seguir peleando por un lugar.

Los uruguayos se inclinaron por cubrir ese lugar con el brasilero Matheus Bressan, quien llega de Gremio a préstamo y sin costo. Peñarol solo deberá hacerse caro del 50% de su salario y, eso sí, fijó una opción de compra por 2 millones de dólares.