9 marzo 2017 - Por: mgalvis

Santa Fe salió derrotado de Bolivia, víctima de su propia medicina


Foto: @ClubStrongest, en Twitter

Santa Fe hizo un inteligente partido en su debut de Copa Libertadores ante The Strongest, pero al no poder concretar sus opciones terminó condenado por la gran efectividad del local, que concretó las únicas dos que tuvo.

El equipo se veía inicialmente atropellado y ansioso, adelantándose demasiado a las acciones y perdiendo la noción de lo que las jugadas pedían, pero poco a poco se asentó en la cancha del estadio Hernando Siles para hacer el juego que mejor conoce. Le cedía el control mayoritario del balón al rival, pero era muy punzante en los contragolpes.

Aunque recibió dos tarjetas muy seguidas al borde del primer cuarto de hora, en ese tiempo también consiguió crear dos opciones claras con Anderson Plata y Juan Daniel Roa, que quedó en mano a mano pero no pudo concretar.

Incluso a los 23 minutos el juez Patricio Loustau desconoció un posible penal sobre Anderson Plata en el área boliviana cuando ingresaba moviendo bien el balón y lo atropellaba un defensa al perder la referencia.

Pasando la media hora eran incluso mucho más constantes los embates ‘albirrojos’ que los del local, que posicionalmente parecía adelantado pero no sabía cómo contener al visitante cuando salía con velocidad y a punta de cambios de ritmo, aunque faltaba la puntada final.

El primer tiempo culminó con ese dominio de opciones por parte del rojo, que sin jugar sin delanteros estuvo muy cerca de irse arriba en el marcador.

Esas combinaciones tardaron unos minutos en aparecer tras la reanudación, pero la primera que tuvieron estuvo muy cerca de ser gol. Lamentablemente, a continuación quedaría latente, más que nunca, que el que no hace los goles los ve hacer…



Anuncio



Alos 54 minutos The Strongest marcó en su primera pisada de área seria en el partido; William Tesillo dejó flotando un balón larguísimo que parecía completamente intrascendente, pero que fue capturado con viveza por un rival que se metió en diagonal y cruzó el balón al centro, donde Alejandro Chumacero entraba como una tromba para decretar el 1-0.

Aunque Santa Fe no clauficó en sus intenciones de mantener su juego y tratar de que la suerte lo ayudara, el partido pareció ensuciarse un poco, aún con el ingreso de jugadores de más vocación de armado como Kevin Salazar y Jorge Obregón.

A poco más de cinco minutos del final llegó el otro golpe, con un desprendimiento por derecha que el rojo no pudo contener y escalonó mal, dejando solo al mismo Chumacero que venía raudo desde atrás, recibió una muy buena habilitación corta dentro del área y remató sin problemas para poner las cosas 2-0.

Santa Fe terminó impotente y limitado por las circunstancias y la imprecisión, pese a haber hecho un gran partido en la altura de La Paz. El siguiente partido será en una semana, el jueves 16 de marzo a las 7:45 de la noche en El Campín de Bogotá ante el Sporting Cristal de Perú.










Deje un comentario a continuación



Click aquí para ver más noticias